03 octubre, 2015

Debbie Macomber - Serie Marinos

El mar entre los dos #1

En cuestión de amor, no hay nada como un hombre de uniforme… 
El oficial de la marina Rush Callaghan era fuerte, sensible y sexy; el hombre soñado por Lindy Kyle. Por eso no dudó ni un instante en casarse con él. Pero Rush se debía a su patria por encima de todo, y su matrimonio corría peligro por culpa de su carrera militar. ¿Podría su amor por Lindy competir con su devoción al trabajo y al mar?





Un Mar de nostalgia #2


Seducir a su ex marido no iba a ser nada fácil, sobre todo porque hacía más de un año que no hablaba con él, pero Carol estaba decidida a lograrlo. El capitán de fragata Steve Kyle era el hombre que ella quería como padre de su futuro hijo, aunque, por supuesto, no iba a contarle sus planes de inmediato… 


 

 

  La caricia del mar #3

 Desde el momento en que vio a Brandon Davis al otro lado de aquella sala abarrotada, Erin MacNamera supo que su vida no volvería a ser la misma. El sexy, tierno y fuerte alférez de navío tenía todo lo que ella soñaba en un hombre, pero pertenecía a la Marina. Como hija de uno de sus miembros, Erin sabía que no había nada peor que entregar el corazón a uno de aquellos hombres. Cuando aquel viejo amigo le pidió a Brandon que cuidara de su hija, él jamás creyó que Erin resultaría ser una mujer tan hermosa y testaruda. Pero él iba a enseñarle un par de cosas sobre los hombres de la Marina… y sobre el amor.

 

 

 

 Unidos por el mar #4

En cuestión de amor, no hay nada como un hombre de uniforme…
A la abogada Catherine Fredrickson le encantaba trabajar en una base militar, pero su nuevo jefe, Royce Nyland, estaba haciéndole la vida imposible. Aquel viudo era un hombre frío, distante… e increíblemente atractivo. Y por mucho que se esforzara en mantenerla a distancia, había despertado en ella una pasión que Catherine no podía negar.
Royce ya tenía bastante con cuidar de su hija sin la distracción que suponía aquella increíble mujer. Aunque las leyes del mar prohibían terminantemente confraternizar con los compañeros, Royce sabía que no podía resistirse mucho tiempo a lo que sentía por ella.

 

 Un mar de amor #5

Juntos habían creado el milagro de la vida, ¿bastaría eso para encontrar también el milagro del amor?
Dos desconocidos se habían unido apasionadamente en un momento de necesidad y deseo. Ahora Hannah Raymond esperaba un hijo del rudo soldado de la Marina de Estados Unidos Riley Murdock; un hombre al que creía que jamás volvería a ver.
Riley llevaba meses buscando a la huidiza Hannah, desde aquella noche de pasión que lo había transformado por completo. Ahora el destino había vuelto a unirlos y, con la intención de darle a su hijo todo lo que a él le había faltado, Riley le pidió a Hannah que se casara con él.

 

 

 Un novio en el mar #6

De: Shana@mindsprung. com
Para: Alison.Karas@woodrowwilson. navy.mil
Asunto: ¡Tu hija quiere casarme!
Hola, Ali:
Sólo unas rápidas líneas de tu querida hermana. Quería ponerte al día sobre tu hija Jazmine.
Recuerda que, según la Marina, soy su tutora durante tu ausencia… y yo la adoro, pero ¿quién podía imaginar que una niña de nueve años tendría tantas opiniones? Incluyendo una opinión sobre mi vida amorosa, o más bien sobre la carencia de la misma. Estoy segura de que está intentando emparejarme con ese amigo tuyo, Adam Kennedy. Perdón: capitán de corbeta Adam Kennedy.
Ya, ya lo sé. Es muy guapo y muy solícito, aunque también un tanto autoritario, pero yo no estoy en el mercado de las relaciones, y menos aún buscando un novio de la Marina.
Hazme un favor: díselo a tu hija, ¿vale?
Te echo de menos.

Te quiere,
Shana

 

No hay comentarios:

Publicar un comentario